El Bonnewalliser Boris Bouhraoua sueña con el Mundial 2023 en lo más alto de Argelia

El seleccionador de Argelia, Boris Bouhraoua, se dio el derecho de volver a soñar con el Mundial de 2023, que se disputará en Francia, el sábado 2 de julio al vencer a Senegal (35-12) en los cuartos de final de la Rugby Africa Cup. El XV con dos leones, como se le llama desde el otro lado del Mediterráneo, ya ha cosechado una hazaña en esta eliminatoria que reúne al top 8 africano. La joven selección norteafricana, cuya asociación ocupó el puesto 82 del mundo en 2015, ofreció la cabellera de otros leones, los de Teranga (44º del mundo).

Los hermanos Bouhraoua asistieron al primer partido de Argelia en casa

Pero el camino hacia el mundo sigue siendo muy largo y difícil para la compañía de Bonnewalliser Boris Bouhraoua (38 años). Sobrevive a dos Everests más, el primero de este miércoles ante Kenia (33º), en semifinales. Durante esta competición, que tiene lugar en Aix-en-Provence y Marsella, los argelinos pueden contar con la gran colonia norteafricana, muy presente en Bouches-du-Rhône, para intentar derrocar a los Simbas de Nairobi, que fracasaron. por lo que abandonó en cuartos de final ante Uganda (42-7).

¡Estamos ante un hecho histórico que trascendería al rugby!

“Estar en la Copa del Mundo es un gran objetivo, pero un límite alcanzable. Pero depende de nosotros hacerlo posible y real. Pero antes de pensar en la clasificación, el objetivo es hacer crecer la federación (argelina) minuto a minuto”, confiaba Boris Bouhraoua en la web de Rugby 365 hace unos días. “Quedan dos grandes partidos”, añadió Victoria ante Senegal. el exjugador superó a Agen, Stade Bordelais, Limoges o incluso Bobigny.

Los jugadores que componen la plantilla argelina se desarrollan casi todos en Francia en diferentes niveles, desde la antesala del top 14, el ProD2, hasta el Federal 1, el 5º nivel hexagonal donde opera el C’Chartres Rugby. De hecho, el capitán de los Verdes, Djamel Ouchène, suele llevar el brazalete de Périgueux, el rival del CCR la temporada pasada.

Boris Bouhraoua en medio de su selección, durante una pasantía en la región de París antes de las calificaciones africanas.

En la final contra Zimbabue o Namibia…

Si los hombres de Red Crescent y Star vencen a Kenia, algunos de los cuales brillan en Rugby Sevens, se enfrentarían a los ganadores Namibia (24º del mundo) y Zimbabue (27º) en la final del domingo. Dos ogros del continente oscuro. Si los zimbabuenses participaron en los dos primeros campeonatos mundiales (1987 y 1991), los namibios son invitados habituales al encuentro planetario, que tiene lugar cada cuatro años. Estos otros vecinos de Sudáfrica se han clasificado regularmente desde 1999 (6 apariciones).

“No estamos acostumbrados a jugar tantos partidos tan seguidos. No hay titular ni reemplazo de los 28 jugadores del grupo”, dijo al diario Boris Bouhraoua. El equipo, y agregó: “¡Hoy nos enfrentamos a un hecho histórico que trascendería al rugby! »

* El ganador de la Zona África clasifica para la Copa del Mundo y se coloca en el Grupo A con Nueva Zelanda, Francia, Italia y Uruguay.

Una segunda oportunidad en el otoño cuando…

África tiene derecho a una segunda oportunidad en la Copa del Mundo de 2023. Los finalistas de la Rugby Africa Cup serán convocados para un torneo final en otoño. Se enfrentará al perdedor de Estados Unidos – Chile (zona Américas), Portugal (zona Europa) y al perdedor de los playoffs Asia-Oceanía, Tonga – Corea del Sur o Hong Kong. El ganador se clasifica para la Copa del Mundo en el Grupo C con Gales, Australia, Fiji y Georgia.

Jean André Provost

Ángelita Mandes

"Futuro ídolo adolescente. Evangelista zombi. Amable adicto a la cultura pop. Exasperantemente humilde nerd televisivo. Pensador".

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.